Libertad de prensa nuevamente bajo ataque

El artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, suscrita por el Estado de Nicaragua reconoce la libertad de expresión como un derecho humano. La libertad de expresión es, además de un derecho garantizado en los artículos 30 y 68 de la Constitución Nacional, un medio de protección de derechos y dignidad humana.

Desde la gestación de la dictadura que sufre Nicaragua, los medios de comunicación independientes han sido objetivos de censura, asedio, ocupación y muerte. Los medios de prensa han hecho un trabajo encomiable denunciando las atrocidades cometidas por el régimen y en la búsqueda de construir un verdadero Estado de Derecho en nuestra nación. Debido a su importante trabajo, el régimen tomó represalias que obligaron a que más de 60 mujeres y hombre de la comunicación salieran del país para proteger sus vidas y poder ejercer su derecho de informar libremente.

Hemos conocido a través de comunicados de los diarios Metro y El Nuevo Diario la suspensión de sus labores y de ejercer su derecho de informar. Es de conocimiento general que tanto El Nuevo Diario, como La Prensa han sido objeto de asedio y de ilegales embargos de sus recursos para poder ejercer comunicación independiente.

Nos solidarizamos con El Nuevo Diario y Metro, y en especial con sus trabajadores por tal situación, así como recordamos que aún persisten ocupaciones a bienes y derechos de medios como 100% Noticas, Confidencial, Esta Semana, asedio a Radio Darío y otros medios de comunicación independientes.

Exigimos al régimen cumpla con el Acuerdo para fortalecer los derechos y garantías ciudadanas firmado en la Mesa de Negociación el 29 de marzo; el incumplimiento de dicho acuerdo demuestra la intransigencia del régimen y su falta de voluntad para resolver la crisis.

Solicitamos a la comunidad internacional y a los organismos internacionales de derechos humanos, CIDH y OACNUDH, que mantenga un constante monitoreo sobre la precaria situación de Libertad de expresión y prensa en Nicaragua.

El derecho a la vida, a la libertad de pensamiento, expresión y de información, así como todos los derechos humanos conculcados por el régimen de Ortega retornarán a la ciudadanía cuando este cumpla los acuerdos suscritos en la Mesa de Negociación con la Alianza Cívica el 29 de marzo de 2019. Estos derechos retornarán con el reingreso de los organismos internacionales de derechos humanos, y con la realización de elecciones libres, transparentes, inclusivas, observadas y adelantadas.

Comparte en:

Publicaciones Recientes

Solidarios con la Unidad Sindical Magisterial

Un sector altamente expuesto por la falta de medidas por parte del régimen está siendo los miles de docentes y personal de apoyo del sistema de educación pública. Nicaragua es el único país del continente en no suspender las clases y fue uno de solo 3 países en el mundo de no haberlas suspendido. En […]

Sanciones personales son autoimpuestas por violaciones a derechos humanos

Las sanciones de hoy de los Estados Unidos a Julio César Avilés, jefe del Ejército y a Iván Acosta, Ministro de Hacienda y Crédito Público, constituyen un respaldo a la lucha de la ciudadanía nicaragüense por la democracia y el respeto a los derechos humanos. Son, en esa misma medida, un contundente golpe a la […]

Indefensión ciudadana

Una vez más denunciamos ante la comunidad internacional, a la Organización Mundial de la Salud (OMS), Organización Panamericana de la Salud (OPS) y organismos mundiales de Derechos Humanos la grave situación que está padeciendo el pueblo de Nicaragua. Una vez más denunciamos al régimen Ortega Murillo que sigue minimizando la pandemia, y sigue sin tomar […]